Miércoles, 29 de mayo de 2024
Suscríbase
Miércoles, 29 de mayo de 2024
Suscríbase
mundo

Al menos 36 personas muertas en los incendios de Hawái

Según medios locales, los incendios se han visto avivados por los fuertes vientos del huracán Dora, lo que hizo que las llamas avanzaran muy rápidamente y obligó a evacuaciones generalizadas y a cerrar carreteras y escuelas.

Foto: EFE/EPA/CARTER BARTO.

Los equipos de extinción que trabajan en los incendios forestales sin precedentes desatados en la isla de Maui, en el archipiélago de Hawái, han encontrado 36 personas muertas, según fuentes oficiales del condado.

«A medida que continúa la extinción de incendios de Lahaina, se han descubierto 36 muertes en total», dice en su cuenta de Twitter.

No aclaran las fuentes si esas 36 personas se suman a los seis fallecidos de los que informaron el miércoles las autoridades por estos fuegos, que han provocado el desplazamiento de miles de personas.

En Lahaina, casi 300 estructuras han sido impactadas por las llamas y las autoridades locales han documentado daños generalizados en la ciudad, el puerto y las áreas circundantes. Un equipo federal está ayudando con la búsqueda y el rescate.

Según medios locales, los incendios se han visto avivados por los fuertes vientos del huracán Dora, lo que hizo que las llamas avanzaran muy rápidamente y obligó a evacuaciones generalizadas y a cerrar carreteras y escuelas.

Unas 2.100 personas se encuentran en refugios a lo largo de la isla mientras sigue la batalla contra las llamas.

El fuego más importante comenzó a extenderse el martes en el pueblo de Lahaina, uno de los más populares entre los turistas, y obligó a muchos habitantes a resguardarse en el océano para escapar de las llamas y del humo. Los rescató después la Guardia Costera.

Los incendios también afectan a Kula, otra zona de Maui, así como a la península de Kohala en la isla de Hawái.

El martes, la vicegobernadora Sylvia Luke activó a la Guardia Nacional de Hawái para la asistencia en tareas de evacuación y respuesta a la catástrofe y declaró un periodo de ayuda de emergencia que estará vigente hasta el 15 de agosto.

Poco después de conocerse la noticia, el presidente estadounidense, Joe Biden, mandó sus condolencias a las familias de los fallecidos a través de un comunicado y pidió a los residentes del archipiélago que sigan las órdenes de evacuación y hagan caso a los responsables.